Los obispos dicen que «hay motivos» para que la sociedad se movilice contra el aborto y «a favor de los nacimientos»

Los obispos dicen que «hay motivos» para que la sociedad se movilice contra el aborto y «a favor de los nacimientos»

MADRID, 12 (SERVIMEDIA)

El secretario general de la Conferencia Episcopal Española, Luis Argüello, exigió este jueves que haya un movimiento social a favor de la vida y lamentó el invierno demográfico español: «Hay motivos de sobra para movilizarnos a favor de los nacimientos, no para naturalizar que se elimine una vida».

Así lo aseguró en una entrevista en Cope recogida por Servimedia cuando se le preguntó sobre la ley del aborto que está elaborando el Ministerio de Igualdad y que podría tratarse en el próximo Consejo de Ministros. La norma, entre otras cuestiones, garantizará la interrupción voluntaria del embarazo en los centros sanitarios públicos.

«No se trata de un debate moral de personas que pensamos distinto. Desde que se aprobó la primera ley del aborto ha habido grandes avances en la ciencia. Avances que han demostrado que, desde el primer momento, en el seno de una mujer embarazada hay una vida. Es una falacia decir que hay derecho a elegir sobre eso».

Argüello habló también de los datos de la Memoria de Actividades de la Iglesia en 2020, que arrojan que diócesis, congregaciones

religiosas, parroquias y grupos de laicos, pusieron en marcha 680 proyectos para atender las necesidades que surgían en cada lugar y adaptaron las actividades ordinarias a la nueva situación derivada de la pandemia que se originó en ese año. En 2020 un total de 4.030.871 personas fueron acompañadas y atendidas en alguno de los 9.222 centros de la Iglesia.

CASILLA DE LA RENTA

El secretario general de la CEE destacó que gran parte de estas actividades se consigue gracias a la aportación de los contribuyentes cuando marcan la casilla de la Iglesia: «El último año, fueron 40.000 personas más las que marcaron la equis de la Iglesia, esto es un tercio de las declaraciones que se reciben y un total de 297.680.216 euros. Es la segunda cifra más alta desde el comienzo de la asignación tributaria. Cerca de ocho millones reconocen así la labor que se hace desde la institución».

En este contexto, el portavoz aprovechó su intervención en Cope para animar a los contribuyentes que todavía no han hecho la declaración de la renta reconozcan la labor de la Iglesia marcando la equis correspondiente y que también puede marcarse junto a la de fines sociales, pues no son excluyentes y no hacen que los cotizantes paguen más ni cobren menos: «Es un ejercicio de democracia fiscal, una oportunidad de decir que el 0,7% de lo que voy a pagar se enfoque en una dirección determinada».

error: Contenido Protegido