Elda Cerrato se alza con el Premio Velázquez de Artes Plásticas

Elda Cerrato se alza con el Premio Velázquez de Artes Plásticas

MADRID, 21 (SERVIMEDIA)

El Ministerio de Cultura y Deporte anunció este viernes la concesión del Premio Velázquez de Artes Plásticas 2022 a la artista visual, docente e investigadora argentina Elda Cerrato por «un amplio y sostenido trabajo artístico experimental, hasta fechas recientes poco reconocido».

El jurado, presidido por el director general de Patrimonio Cultural y Bellas Artes, Isaac Sastre de Diego, también destacó que «en su obra se entrecruzan territorios aparentemente inconexos: búsquedas espirituales, indagaciones esotéricas, politización radical, capacidad anticipatoria del arte, y una especial llamada de atención sobre la fragilidad de la institucionalidad democrática en América Latina».

También subrayó que «Elda Cerrato habla de la memoria en los bordes para dar cuenta de una trayectoria que se ilumina desde los márgenes de movimientos, instituciones y tendencias artísticas hegemónicas».

El Ministerio de Cultura y Deporte concede el Premio Velázquez de Artes Plásticas, que tiene una dotación que asciende a 100.000 euros.

Elda Cerrato (Asti, Italia, 1930) vive y trabaja en Buenos Aires (Argentina). En su trabajo siempre ha estado presente el tema de la memoria personal y colectiva, desarrollado a través de búsquedas por territorios esotéricos, políticos o de reflexión sobre la ausencia y la presencia.

Junto a su pareja, el músico experimental Luis Zubillaga (1928-1995), formó parte a partir de la década de 1950 de los primeros grupos del maestro músico místico Gurdjeff en América Latina y otras búsquedas espirituales y filosóficas alternativas.

En la década de 1960 estuvo muy unida a Aldo Pellegrini (1903-1973), Juan Carlos Paz (1897-1972) y Oscar Masotta (1930-1979), y se aproximó al Instituto Di Tella y al CAYC, formando parte, junto a Juan Carlos Romero (1931-2017), de la fundación del Sindicato Único de Artistas Plásticos (SUAP).

En esa época y durante la dictadura militar argentina, vivió en Venezuela, donde estuvo activamente integrada en el medio cultural de Caracas, concretamente en el grupo El Techo de la Ballena.

Tras la dictadura, su trabajo se centró en las amenazas que se ciernen sobre la vida democrática y en el continuo contexto de crisis económica, política y social que vive Argentina.

En 2015, la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires, donde impartía clases, publicó ‘La memoria en los bordes’, que reúne sus archivos, junto con textos de distintas autoras e investigadoras. En 2021, el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires organizó una exposición antológica de su obra bajo el título ‘El día maravilloso de los pueblos’.

En la actualidad, trabaja junto a su hijo Luciano Zubillaga en el proyecto audiovisual ‘Family Reunion’.

error: Contenido Protegido