La tasa de paro de España se aproximará al 15% en 2023

EP

  • Incluso podría caer al 7% si las condiciones son suficientemente favorables, según Manpower Group.
  • La pérdida de activos y el crecimiento del empleo derivarán en una reducción cercana a los 2,1 millones del volumen de parados.
  • El cambio de tendencia se percibe en la tipología de contratos, la duración de la jornada y el aumento de contratación de perfiles con tendencia a la baja.

Trabajadores en una empresa

La tasa de paro se situará probablemente en el 15% en el año 2023, aunque podría incluso caer al 7% si las condiciones son suficientemente favorables y se consigue un buen nivel de actividad y una alta ocupación, según el Índice Laboral elaborado por Manpower Group.

De hecho, del estudio se desprende que con una elevada tasa de actividad y un fuerte aumento del empleo (2% anual), la tasa de paro media se situaría en el 9,7% y oscilaría entre el 13% de Andalucía y el 7,4% de la Comunidad de Madrid. La Comunidad Valenciana, por su parte, registraría un nivel de desempleo del 10,2%, mientras que Cataluña se quedaría en el 8,4%. El resto de  comunidades contarían con un paro medio del 8,7%.

Manpower analiza también las previsiones de población del Instituto Nacional de Estadística (INE) y avanza que los activos disponibles en 2023 oscilarán entre los 23,3 millones y los 22,3 millones, con una media de 22,9 millones, lo que implicaría una pérdida del 0,5%.

Por grupos de edad, el colectivo de 16 a 39 años perderá cerca de 1,6 millones, mientras que los activos de 40 a 66 años aumentarán en casi 1,5 millones. Esto, según el profesor catedrático de Economía Aplicada de la Universidad Autónoma de Barcelona y autor del estudio, Josep Oliver, muestra un evidente envejecimiento de la población activa y requiere medidas destinadas a paliar las graves repercusiones.

Además, si se estima un crecimiento anual del 1% durante los próximos diez años, el empleo podría aumentar en unos dos millones de puestos en 2023 -cerca de un 11%-, lo que produciría una redistribución de la fuerza laboral dependiendo de la edad de los activos. Los empleados más jóvenes (de 16 a 39 años) caerán un 4,7%, mientras que el grupo de 40 a 66 años aumentaría un 26,6%, hasta 12 millones.

La pérdida de activos y el crecimiento del empleo derivarán en una reducción cercana a los 2,1 millones del volumen de parados, pasando de los 5,8 millones en septiembre de 2014 a 3,7 millones en 2023.

Por otro lado, el estudio da a conocer también la evolución del empleo en el tercer trimestre del año y pone de manifiesto que se crearon 267.000 nuevos puestos, lo que supone un aumento del 1,6%. A partir de este dato, el estudio estima que se podría acabar 2014 con una creación de empleo neto de entre 50.000 y 100.000 puestos de trabajo.

La combinación del aumento del empleo con la pérdida de activos se ha traducido en la primera reducción anual del desempleo desde el inicio de la crisis, una tendencia que, según el informe, parece “estable” de cara a los próximos meses.

Aumenta la contratación de perfiles con tendencia a la baja

De hecho, asegura que el cambio de tendencia se sustenta en la mejora de algunos de los colectivos más perjudicados por la crisis y se puede ver en la tipología de contratos, la duración de la jornada e incluso el aumento de contratación de perfiles con tendencia a la baja durante la crisis y en sectores que resultaron muy afectados.

En concreto, está remontado el empleo asalariado (+2% en el tercer trimestre), el contrato temporal (+4,6%), el contrato indefinido (+1,24%)  y el contrato para jornada completa (+1,8%). Por tipos de trabajo, se detecta un aumento de puestos técnicos y trabajadores cualificados, perfiles que habían sufrido caídas durante la crisis.

Por sectores económicos, la industria lidera los aumentos, con un incremento del 3,5% en el tercer trimestre. Según el estudio, esta cifra es importante porque la dinámica de la industria depende tanto del sector exterior como de los servicios conectados al mundo empresarial, lo que refleja una fortaleza en vías de consolidación de la economía española.

300.000 empleos para finales de 2015

Teniendo en cuenta estos datos y si el crecimiento se consolida entre el 1,5% y el 2% anual, Oliver augura una creación de empleo de entre 200.000 y 300.000 empleos para finales de 2015, aunque advierte de que la economía española no está aislada de las economías del resto de países, cuya ralentización puede suponer un freno para la recuperación del empleo.

Según el profesor, 2014 ha sido un año “especialmente relevante” porque algo ha cambiado y puede hacer que España se sitúe finalmente en una nueva pantalla de la crisis si finalmente se ve arrastrado por la moderación del crecimiento en otros países o las tensiones políticas.

  



Enlace a la noticia: 20minutos.feedsportal.com/c/32489/f/478287/s/418a3f84/sc/36/l/0L0S20Aminutos0Bes0Cnoticia0C23268870C0A0Ctasa0Eparo0Eespana0Caproximara0E150C20A230C/story01.htm

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.